|

hd1p #067 – ¿contrato a 100 personas?

"Asunto: hd1p #067 - ¿contrato a 100 personas?"

"Nota inicial: la semana pasada tuve un problema técnico (se desconfiguró la firma de los correos necesaria para que los servidores consideren los correos 'válidos')."

"Hoy me venía a la cabeza un artículo que leí hace tiempo."

[Mañana ya es el último día que pongo el mensajito éste, que seguro que molesta]

Nota inicial: la semana pasada tuve un problema técnico (se desconfiguró la firma de los correos necesaria para que los servidores consideren los correos “válidos”). Por ello, y a pesar de haber re-configurado los sistemas, un tercio de los correos están llegando a spam o “promociones”

¿Me ayudas a volver a la situación anterior?

Si te llegan mis correos a “promociones”, me ayudas si puedes moverlo a la carpetas “principal” (y pídele a Gmail -o quien sea- que haga lo mismo con futuros correos)
Si ya te entran en la bandeja de entrada, si puedes marcar mi correo como “importante” (los dos sabemos que no es cierto), me ayudas a que Gmail no los mande a spam

¡¡Gracias!! (dejo al final del correo unas imágenes ilustrativas)

——————————————————————————————————————————–

Hoy me venía a la cabeza un artículo que leí hace tiempo.

No me acuerdo dónde lo leí. Así que su escritor no se puede llevar sus merecidas felicitaciones (si alguien lo reconoce, agradezco si me lo hace saber).

Pero estamos donde estamos, así que mejor compartirlo que quedármelo.

La cosa iba sobre crecimiento. Estaba un poco ligado al mundo start-up, donde con frecuencia (o así era hasta el año pasado ;p), en base a las rondas de financiación solía haber fases de rápida expansión y contrataciones.

Pero el concepto también aplica a nuestras empresitas. Especialmente si estás en fase expansiva.

El caso era un CEO que pedía recomendaciones a su consejo de administración sobre si debía contratar o no. Y cómo de rápido hacerlo.

Recibía comentarios más o menos razonables de diferentes personas. No hablaba de ello, pero me puedo imaginar la conversación en la línea de…

“Queremos duplicar tamaño el año que viene. Así que habrá que incorporar a xx vendedores. Apoyarles con yy posiciones en marketing. Y para poder servicio a todos los nuevos clientes, zz personas en el equipo de «customer service». Además tenemos que acelerar el desarrollo de producto, por lo que necesitamos aa ingenieros más y bb product managers” – lo típico

Hasta que llegaba una persona con gran experiencia, y le dice…”pues no sé”.

Al pedir que explicase su respuesta, dijo algo así como:

“El número de personas que debas contratar está directamente relacionada con el número de muy buenos managers que tengas. Entiende cuántos managers tienes que sean excepcionales y asegúrate de ofrecerles todos los recursos que puedan gestionar”

Son de estas cosas que al leerlas piensas que es una obviedad. Pero que si te paras un momento a pensar en ello (y piensas en tu equipo), es “profundo”. Y es que…

Es muy difícil encontrar managers que sean muy buenos. Hablamos de personas que son capaces de sacar lo mejor de un equipo, con dotes de liderazgo y capaces de crear una cultura positiva en el equipo. Ten claro quiénes son esas personas
El texto habla de ofrecer a estas personas todos los recursos que sean capaces de gestionar. Además, asegúrate de que cuidas de estas personas porque son auténticos pilares en una organización
Pero también es importante pensar a la inversa. Y es que como no dispongas de buenos managers, por muchos recursos que incorpores a la organización no vas a lograr lo que pretendes. Es mucho peor, corres el riesgo de poner la organización patas arriba

Los comentarios anteriores no son un menosprecio a los “contribuidores individuales” (i.e., personas que no tienen equipo, pero que aportan su conocimiento técnico y “ejecutan” el trabajo produciendo el valor que la empresa ofrece a terceros).

Pero el manager, precisamente por su habilidad para sacar lo mejor de cada individuo, se convierte en la pieza clave para el crecimiento, generando un efecto multiplicativo sobre el valor de los “contribuidores individuales”.

Para mí a la discusión le falta una pieza. Y es que creo que lo anterior aplica muy bien en start-ups. Por suerte en el mundo de la pyme no tenemos tanta prisa. Y podemos dedicar tiempo a desarrollar a nuestros managers. Y así, siempre que se pueda, convertir a los buenos managers en excepcionales.

Para pensar: ¿Cuándo fue la última vez que evaluaste a tus managers? ¿Cuántos de ellos tienen la capacidad para construir y liderar un equipo bajo ellos? ¿Y cuántos no están listos pero tienen el potencial para lograrlo?

– Fin del correo –

Debajo una imagen sobre cómo mover un correo de “promociones” a “principal” y otra sobre cómo marcar un correo como “importante” (círculo rojo)

­

Publicaciones Similares